Mostrando entradas con la etiqueta Fernando de la Rúa. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Fernando de la Rúa. Mostrar todas las entradas

lunes, 19 de diciembre de 2016

Fernando De la Rúa: "Lo de 2001 fue un golpe del peronismo, lo digo sin rencores"

El ex presidente Fernando de la Rúa afirmó que su renuncia, de la que hoy se cumplen quince años, fue propiciada por "un golpe del peronismo" encabezado por Eduardo Duhalde que, luego de haber ganado las elecciones legislativas de 2001, "quería apropiarse del poder".


"Lo digo sin rencores, para que tomemos lección de la experiencia", dijo De la Rúa, quien acusó de esa presunta conspiración también a los sindicatos y a los grupos empresariales "de la Unión Industrial Argentina, que estaban todos detrás de dejar de un día para otro la Convertibilidad, de devaluar".

"Yo se lo dije incluso a (Hugo) Moyano, se lo expliqué a (Paolo) Rocca, de Techint. Lo hicieron a ese cambio abrupto con Duhalde y se produjo un quiebre profundo, el más grande del que se tenga memoria", dijo en diálogo con Infobae.

"Eso fue en 2002 cuando devaluaron y cayó el salario el 40 por ciento, la pobreza aumentó al 54 por ciento y hubo un desorden generalizado", agregó.

En relación con radicalismo, que era liderado por el ex presidente Raúl Alfonsín, De la Rúa sostuvo que "no tenía apoyo del partido".

"Yo tomo la decisión de mi renunciamiento el 20 de diciembre cuando me llama el senador (Carlos) Maestro y me dice que ellos no ven otra solución que la renuncia. Maestro estaba en la casa de Alfonsín. Frente a eso, resistir era una obcecación", afirmó.

Sin embargo, radical de toda una vida, De la Rúa fue muy cuidadoso al mencionar a Alfonsín. El protagonismo del "Padre de la democracia" en la caída de De la Rúa es, por otro lado, un tema tabú en el radicalismo.

lunes, 25 de julio de 2016

En medio de la disputa con Mauricio Macri, Marcelo Tinelli volvió a burlarse de Fernando De la Rúa

Marcelo Tinelli mantiene varios frentes abiertos en su "guerra fría" contra Mauricio Macri: además de la disputa de poder en la AFA, el conductor y el presidente se cruzaron por las críticas a la gestión de Cambiemos, en general; y, en particular, por los imitadores del programa que ya satirizan al mandatario y pronto podrían hacerlo con su esposa, Juliana Awada.


En medio de esa disputa, el periodista salió a responderle aFernando De la Rúa, quien volvió a denunciar que "Tinelli tuvo que ver en mi caída". Así se refirió a su renuncia a la presidencia el 21 de diciembre de 2001, en medio de las protestas en todo el país impulsadas por la crisis política y económica.
"Hay que plantear la responsabilidad de los medios en democracia. Si no hay respeto por las autoridades, ¿que respeto podemos pedir entre nosotros mismos?", sostuvo hoy el exmandatario en diálogo con Radio Rivadavia. Luego afirmó: "¿Por qué no hicieron imitaciones asi del anterior presidente? Porque temían la apretada. Cuando se da plena libertad de prensa el peligro es el abuso".
Como suele hacerlo, Tinelli respondió por Twitter. Primero compartió una noticia con las declaraciones de De la Rúa, con el comentario "vieja, poné los fideos".
El conductor luego publicó una foto del expresidente junto a su último ministro de Economía, Domingo Cavallo, con la frase "Mingo, vamos a darle bola a Tinelli. Hagamos el corralito que va a ser un golazo", señalando uno de los motivos de la caída del gobierno de la Alianza.
Acto seguido, Tinelli retuiteó un mensaje del periodista Ángel de Brito, quien escribió "Un Presidente se enoja con Tinelli por el humor de su programa. Esta película ya la vimos varias veces". Y por último compartió el mensaje de una de sus seguidoras, quien sostuvo "Falta Baylac hablando de la tinellización de la política. Es el Día de la Marmota!! "

jueves, 10 de diciembre de 2015

Los expresidentes le pegaron a CFK: "Ricachona", "sin futuro" y "la mala de la película"

Los expresidentes Fernando De La RúaAdolfo Rodríguez Saá yEduardo Duhalde, criticaron a la mandataria saliente Cristina Fernández de Kirchner y se mostraron entusiastas frente al nuevo gobierno, conducido por Mauricio Macri.


"Cristina no tiene ningún futuro", ironizó Duhalde. “Está a otra altura, por encima de todos”, agregó.
"Pero ya está. Olvidémosnos de esto que pasó porque fue una pesadilla. Ahora, empecemos y tiremos buena onda al nuevo gobierno; ya se advierte cierto entusiasmo y (Macri) tiene gente muy capacitada en su equipo", precisó en diálogo con el portalMendoza Online.
También, el exgobernador se refirió al período de gobierno de CFK como la "galtierización de la política",en alusiónal dictador, y concluyó: "Es una ricachona que construyó su poder económico siendo presidenta".
Por su parte, De La Rúa afirmó: “Lamento que algunos no quieran estar presentes o que la presidenta se haya ido como enojada". Y añadió: “Es como si fuera todo un juego donde la presidenta asumió el rol de la mala de película. No sé por qué no quería estar presente”.
Destacó a su vez que el flamante presidente Mauricio Macri, "va a sufrir" por el "desastre" que deja el Gobierno saliente”.
Por último, Rodríguez Saá se definió como "peronista, pero no de los que organice" y le apuntó a "las caricaturas de peronistas", como crítica a los miembros del kirchnerismo saliente del poder."Hay renovaciones y muchas expectativas en el futuro, tenemos que terminar con la pobreza, 12 millones de pobres es una cantidad enorme", afirmó.

lunes, 8 de junio de 2015

El crucial y polémico papel de Raúl Alfonsín en la caída de Fernando De la Rúa

El ex presidente Raúl Alfonsín, el último líder de la Unión Cívica Radical, se llevaba mucho mejor con el peronista Eduardo Duhalde que con su correligionario Fernando de la Rúa. Durante la victoriosa campaña electoral de 1999 esas diferencias en el radicalismo no se notaron, pero emergieron no bien comenzaron los problemas del gobierno, es decir muy pronto.


Por Ceferino Reato

Y se hicieron muy evidentes en los caóticos últimos meses de la presidencia de De la Rúa, quien el 20 de diciembre de 2001 al atardecer redactó a mano su renuncia rodeado de un menguado y lloroso grupo de funcionarios y amigos, ya sin el apoyo de su partido ni de Alfonsín, que a esa hora se reunía en sus oficinas de la avenida Santa Fe al 1600 con parte de la plana mayor de su corriente interna.
“Fue un acto en soledad. De mi partido, la UCR, no vino nadie a acompañarme”, recuerda De la Rúa en su departamento de la avenida Alvear.
Por la mañana de aquel día trágico, Alfonsín se negó a acompañar al titular del bloque de senadores radicales, Carlos Maestro, a una nueva reunión con De la Rúa.
—Raúl, lo voy a ver a Fernando; la situación es dramática.
—Carlos, no me pida que lo acompañe. Yo no voy más a la Casa Rosada; para mí, esto está agotado.
Alfonsín y De la Rúa encarnaban las dos almas que animan al radicalismo desde su fundación, en 1891: una, más socialdemócrata, de centroizquierda; más estatista, y otra, más liberal o conservadora, de centroderecha; menos dirigista. Eran los herederos de Hipólito Yrigoyen y Marcelo Torcuato de Alvear, líderes de los “personalistas” y los “antipersonalistas”. Pero, sólo en el plano ideológico porque Alvear encabezó un gobierno firme y exitoso que incluso está siendo ahora valorado por dirigentes alfonsinistas.
Sin embargo, De la Rúa y Alfonsín eran dos radicales ilustrados: cuidaban las formas, se trataban con cortesía y refinamiento. Una relación entre caballeros. “Claro, caballeresca, pero me pasé catorce meses viajando desde la residencia de Olivos hasta las oficinas de Alfonsín para tratar que no se pelearan”, confía Chrystian Colombo, el dinámico jefe de Gabinete de De la Rúa. Colombo pertenecía al “alfonsinismo”, pero acompañó a De la Rúa hasta el final.
Colombo, apodado “El vikingo” por su aspecto físico, volvió a su actividad de empresario, con inversiones en distintas áreas. “Yo creo que el último Alfonsín –sostiene– consideraba a De la Rúa de derecha. Y lo dijo alguna vez. De hecho, cuando Ricardo López Murphy, en marzo de 2001, estaba haciendo su plan económico, Alfonsín estaba reunido en la avenida Santa Fe con su equipo para criticar ese plan” (...)
Los radicales tienen una cultura política muy particular: son respetuosos de las libertades, la ley, los partidos y las instituciones, pero se enfrascan en peleas internas, en especial cuando su partido ejerce el gobierno. “Mi mujer –agrega Colombo– dice algo muy sabio: ‘Cuando el radicalismo está en el poder, para un radical no hay nada peor que otro radical’.
”En ese punto, los radicales admiran la vocación de poder del peronismo, que provoca un realineamiento casi automático y sin chistar de la mayoría de sus dirigentes y militantes una vez que queda definido quién es el o la líder. Como dice el versátil operador Juan Carlos Mazzón, un peronista siempre oficialista: “En el peronismo, peor que la traición es el llano”.
“El peronismo –explica De la Rúa– es muy distinto a la UCR: hay un líder y valoran la lealtad, al menos mientras ese líder tenga poder o le vaya bien. Nosotros, en mi gobierno, por presentar el mejor gabinete posible, nos creamos muchos problemas. Por ejemplo, Rodolfo Terragno, mi primer jefe de Gabinete, fue una gran decepción: él no hizo política para el Gobierno sino para él. Ahí aprendí que la mejor virtud es la lealtad y después la eficacia; y si coinciden, mejor”.
Alfonsín tenía la misma opinión: “El peronismo se alinea detrás del poder más fácilmente”, le dijo en 2007 al periodista y editor Jorge Fontevecchia.
Las elecciones legislativas del 14 de octubre de 2011 reflejaron la anemia política del presidente, cuyo gobierno no fue defendido ni siquiera por los escasos candidatos de su partido que vencieron en sus distritos. Algo inédito, por lo menos desde 1983. Lo peor para De la Rúa ocurrió en su propio reducto, la Capital Federal, donde el 12 de agosto sus candidatos habían sido derrotados en la interna radical por una lista encabezada por Terragno, su jefe de Gabinete hasta el 6 de octubre del 2000. Es decir: no pudo ganar ni dentro del radicalismo porteño y a pesar de que sus adherentes manejaban el aparato partidario.
“Era una interna que no podíamos perder de ninguna manera. Yo iba por la reelección y era el presidente de la Cámara de Diputados. Ahí ya se veía la situación del gobierno”, sostiene Rafael Pascual. Luego, en octubre, Terragno ganó y fue elegido senador, pero con un discurso muy crítico hacia la gestión nacional y, en especial, contra el ministro de Economía, Domingo Cavallo y el mantenimiento de la Convertibilidad, el plan que establecía la paridad fija entre el peso y el dólar, el 1 a 1.
Aquel día fueron elegidos todos los miembros del nuevo Senado, surgido de la Constitución reformada –dos por la mayoría y uno por la minoría en cada provincia y en la Capital Federal– y la mitad de la Cámara de Diputados.
El peronismo se impuso a nivel nacional; ganó en dieciséis provincias, entre ellas Buenos Aires, Córdoba y Santa Fe. De esa manera, reforzó su dominio en el Senado y desplazó al radicalismo al segundo lugar en Diputados. La oposición pasó a controlar el Congreso.
Duhalde resultó el gran ganador: fue elegido senador al vencer por más de veinte puntos a su amigo Alfonsín, quien, a pesar de la derrota entró al Senado por la primera minoría. “El presidente debe escuchar el ultimátum de las urnas”, fue el mensaje del vencedor.
Las elecciones de mitad de mandato dejaron a De la Rúa en jaque. El ex presidente cuenta ahora que, pocos días después de esos comicios, recibió en la residencia de Olivos a Alfonsín, con quien dice que se produjo el siguiente diálogo:
—Fernando, he estado con Duhalde y él me ha dicho que tiene que terminar el mandato presidencial la fuerza que ganó las elecciones, la Alianza, pero, eso sí, con otro presidente.
—Me imagino que lo habrás mandado a la miércoles.
—Le dije que no.
Duhalde y Alfonsín mantenían un acuerdo tan intenso al frente del PJ y la UCR en la provincia de Buenos Aires que sus críticos hablaban del Partido Bonaerense. Uno de los motivos de esta unión era su posición común contra el 1 a 1 que De la Rúa había heredado de su antecesor, Carlos Menem.
Sostiene De la Rúa que su caída fue “un golpe civil para que el presidente sea Duhalde; lo que pasa es que se mete Adolfo Rodríguez Saá y Duhalde no puede llegar. Rodríguez Saá también estaba en contra de la devaluación del peso y también lo voltean para imponer la pesificación y la mega-devaluación, con el mismo dispositivo que habían aplicado contra mi gobierno”.
Tanto Duhalde como los partidarios de Alfonsín niegan este “golpe no tradicional” o “golpe blando”, que fue investigado por la Justicia. En Doce noches recopilé indicios a favor y en contra de esa presunta conspiración, suficientes para que cada lector se forme su propia opinión.

miércoles, 1 de abril de 2015

Máximo: "Macri me hace acordar mucho a De la Rúa"

Después de defenderse y negar ser cotitular de cuentas en el exterior, en su extenso y amigable reportaje de esta mañana con Víctor Hugo Morales, Máximo Kirchner se metió en temas políticos y atacó particularmente a Mauricio Macri. "Me hace acordar mucho a De la Rúa", dijo sobre el jefe de Gobierno porteño y candidato presidencial opositor.


"Macri me hace acordar mucho a De la Rúa, el país no es la Capital Federal, eso a uno lo alarma, cuando ve que se regenera alrededor del candidato el Grupo Sushi (de la Alianza) con (Darío) Lopérfido, (Hernán) Lombardi, la misma Patricia Bullrich. A lo mejor la gente quiere ese candidato", pero "no es lo mismo gobernar la Ciudad de Buenos Aires con el mayor PBI del país y con todos los medios a favor, que gobernar el país", aseguró.
Para el líder de La Cámpora, "a Macri no le importa la transparencia, le interesa la transferencia. No hay que ser bobos, hay que ser inteligentes, pueden o no coincidir con nosotros, pero hay que estar muy atentos".
Estos dichos contra el líder del PRO encajan con la idea del kirchnerismo de buscar polarizar la elección "contra la derecha" que, según su razonamiento, vendría a representar Macri.

martes, 26 de agosto de 2014

De la Rúa fue sometido a una angioplastía

El ex presidente, Fernando De la Rúa, fue operado este martes (26/08) por una obstrucción en las arterias. Le colocaron dos stent, fue dado de alta y ahora deberá hacer reposo. Ayer había ingresado al Instituto del Diagnóstico del barrio porteño de Recoleta por un chequeo programado, pero se le detectaron obstrucciones en algunas arterias y se decidió por la angioplastía.


CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24).- "Ayer se hizo un chequeo de rutina y decidimos ver cómo estaban sus arterias y encontramos un par de obstrucciones. Con la anuencia de él, que ya lo habíamos hablado, se hizo una angioplastía y se le colocaron dos stents. Él está muy bien y muestra de ello es que ya recibió el alta", declaró el doctor Luis de la Fuente este martes (26/08) acerca del estado de salud del ex presidenteFernando de la Rúa, de 76 años.
El ex mandatario había sido internado en las últimas horas en el Instituto del Diagnóstico del barrio porteño de Recoleta para “control programado” había asegurado la abogada del dirigente radical, Valeria Corbacho.
“Se trata de un control sencillo y estaba programado", confirmó la letrada por Radio La Red esta mañana la vez que desmintió una versión que hablaba de una intervención quirúrgica ya que en un principio trascendió que el ex mandatario habría registrado una dolencia en su pecho, por lo que se decidió su traslado al centro médico de urgencia.
Pero finalmente, se confirmó la angioplastía.
"Con todas las cosas que pasé, miren cómo aguanto. Estoy en buenas manos", bromeó De la Rúa al salir del Instituto.
"Gracias a todos por estar acá con este frío. Afectan estas cosas, las tensiones, los nervios", agregó el ex mandatario en el breve contacto con la prensa.

Internaron a Fernando De la Rúa

El ex presidente, Fernando De la Rúa, fue internado en las últimas horas en el Instituto del Diagnóstico del barrio porteño de Recoleta por una dolencia en el pecho. Le practicaron una coronariografía programada y al mediodía le darían de alta. "Era un control programado, si Dios quiere al mediodía le dan el alta", aseguró la abogada del ex mandatario, Valeria Corbacho.


CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24).- El ex presidente Fernando de la Rúa, de 76 años, fue internado en las últimas horas en el Instituto del Diagnóstico del barrio porteño de Recoleta y podría ser dado de alta este mediodía (26/08). Según indicó el periodista y médico, Nelson Castroa través de su cuenta de Twitter, le practicaron una coronariografía programada.
"Era un control programado, si Dios quiere al mediodía le dan el alta", aseguró la abogada del ex mandatario, Valeria Corbacho.
“Se trata de un control sencillo y estaba programado", confirmó la letrada por Radio La Red a la vez que desmintió versión de una intervención quirúrgica ya que en un principio trascendió que el ex mandatario habría registrado una dolencia en su pecho, por lo que se decidió su traslado al centro médico de urgencia.

jueves, 3 de julio de 2014

"La situación social antes era mejor, hoy no hay trabajo"

En una entrevista exclusiva, el ex Presidente de la Nación, Fernando de la Rúa habló en el programa que conduce Santiago Cúneo "Uno más Uno Tres" allí no solo habló acerca de la actual coyuntura nacional: la situación de el vicepresidente Amado Boudou y la pelea con los holdouts, sino que también habló acerca de su gestión y los últimos días en la Presidencia al respecto dijo "Me hicieron un golpe de Estado" y responsabilizó de ello al peronismo de la Provincia de Buenos Aires.Además dió su opinión acerca de la Presidenta de la Nación Cristina Fernández a la que consideró "una mujer inteligente pero cerrada al diálogo".


CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24).- El ex PresidenteFernando De la Rúa dialogó con Santiago Cúneo en su programa radial “Uno más Uno Tres” allí opinó acerca de la actual coyuntura política y sobre todo de la situación que atraviesa el actual vicepresidente Amado Boudou, procesado por la Justicia.
Al respecto De la Rúa opinó “Yo no sé si es más grave lo del vicepresidente o lo del Fiscal Campagnoli, porque es la justicia es algo muy importante, lo del fiscal es una persecución y eso debe preocuparnos a todos. En cuanto a lo el vicepresidente, hay que encauzarlo por las vías institucionales que corresponde, ya las fuerzas políticas se han pronunciado, pero el conflicto está y es un fuerte desgaste para el gobierno, yo veo que es una situación difícil y no sé cómo lo encauzará el gobierno, de modo que se abre una escena muy difícil” especificó De la Rúa.
Con respecto a los “holdouts” o fondos buitres, y frente a la consulta de Cúneo sobre cuál es su apreciación sobre la estrategia del gobierno de responsabilizarlo por el “megacanje”
De la Rúa respondió “Los problemas de las deuda externa se remontan casi a medio siglo, yo recuerdo cuando era joven y me incorporé al gobierno del Presidente Illia dimos con una deuda externa pesada que se canceló y el tema de la deuda desde siempre nos ha rondado, pero el gran crecimiento fue durante el gobierno militar, creció en el periodo de Alfonsín y exponencialmente en la época de Menem que fue ahí cuando yo recibí, durante mi gobierno lo único que se hizo fue administrarla, manejarla” y agregó “Es fácil para hablar de las cosas mirar hacia atrás, aquí lo grave es que después de que ya estaba el anuncio del gobierno de que ya estaba resuelto el problema hoy nos encontramos con una cifra de deuda igual y encima con el problema de los holdouts” especificó De la Rúa.
Con respecto a la deuda en su periodo afirmó “me dejaron una bomba de tiempo armada”. En declaraciones De la Rúa también responsabilizó de haber sufrido un “Golpe de Estado” y señalo que los responsables fueron “un gran sector del peronismo de Buenos Aires, que empezaron a provocar violencia en distintos puntos venían anunciando que se venían quedando con todo” y agregó “Dentro de la Alianza y las fuerzas propias tampoco defendieron la institucionalidad. Yo renuncio cuando el Senador Maestro, presidente del bloque de senadores me dice que no hay otro remedio que la renuncia. Entonces en absoluta soledad renuncié porque pensé que esto se convertiría en la solución a los problemas de ese momento” contó De la Rúa.
Con respecto a sus últimos días de De la Rúa en el gobierno, el conductor le consultó acerca de porque convocó al Ministro de Economía de Menem, Domingo Cavallo a lo que el ex Presidente respondió “Fue un pedido en general, y tras la salida de López Murphy todos pedían con Cavallo y pensaban que era el hombre ideal para realizar una transición ordenada. Empezó con un programa no ortodoxo de reactivación de la economía pero ya era la época de conflicto con el Fondo Monetario Internacional (FMI) y estaban en contra del país querían que seamos sus conejillos de indias y tirarnos a las zanja. Asi que fue una gran conflictividad todo ese tiempo, piense que desde el mismo FMI salían los mensajes de que Argentina no podía pagar”.
También con respecto a su gestión advirtió que la “situación social era mejor antes que hoy solo que ahora tienen gente que se autoengaña y están asistido por los cargos oficiales, no porque haya más trabajo”
Frente a la consulta de cuál es su apreciación por la Presidenta Cristina Fernández, De la Rúa dijo “La Presidenta es una mujer muy luchadora y muy inteligente pero tiende a aislarse y no solo de las personas sino también de las ideas. Se queda sola cuando niega el diálogo con la oposición” expresó el ex Presidente.  

miércoles, 9 de abril de 2014

El misterioso silencio de la UCR sobre Fernando de la Rúa

La historia verdadera todavía tiene agujeros enormes por investigar y completar pero ya es evidente que la Operación Banelco no existió, y el ardid de Hugo Moyano para desgastar a Fernando de la Rúa (con la denuncia de una flexibilización laboral que antes Moyano había llegado a negociar con el Ministerio de Trabajo) derivó en una ofensiva política que continuó con la truculenta renuncia de Carlos Álvarez a la vicepresidencia de la Nación, y concluyó con el golpe de Estado de 2001. Pero lo increíble es el silencio presente de la UCR, luego del fallo judicial favorable a los imputados falsamente por Mario Pontaquarto.


por EDGAR MAINHARD
 
CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24). El Tribunal Oral en lo Criminal Federal N° 3 de la capital federal difundió días atrás los fundamentos de la sentencia que, el 23/12/2013, absolviera a todos los acusados en el juicio oral en el marco de la causa N° 857/07 caratulada "Cantarero, Emilio Marcelo y otros s/ cohecho", en la que se investiga el presunto pago de sobornos en el ámbito del Senado de la Nación, durante abril de 2000, para lograr la aprobación de la Ley 25.250 (mal apodada por Hugo Moyano, "ley Banelco").
 
El tribunal -integrado por los jueces Guillermo Gordo, Miguel Pons y Fernando Ramírez- absolvió de culpa y cargo a Fernando De la Rúa, Alberto Flamarique, Ricardo Branda, Fernando De Santibañes, Augusto Alasino, Alberto Tell, Remo Constanzo y Mario Pontaquarto (a quien, además, quitó del programa de Protección de Testigos).
 
Transcurridas algunas jornadas de espera prudencial, hay una pregunta que no tiene respuesta:¿Por qué la Unión Cívica Radical no reivindicó aún a Fernando de la Rúa, cuya honestidad fue ratificada con amplitud en el fallo judicial? 
 
El silencio de la UCR obliga a actualizar la especulación que afirma:
 
1. Que el golpe de Estado contra Fernando de la Rúa, concretado en diciembre de 2001, pudo haber comenzado con la erosión política de la difusión (en el diario La Nación, con la firma de Joaquín Morales Solá, quien probablemente ignoraba el móvil de su informante), de lo que ahora se comprueba fue una mentira (la compra de votos en el Senado para sancionar una flexibilidad laboral, cuya aprobación en Diputados no había merecido ninguna compra de votos cuando se trata de una Cámara habitualmente más conflictiva).
 
2. Que hubo líderes muy importantes de la UCR (en especial, la bonaerense) tan cómplices como los del PJ (especialmente, el bonaerense) en la conspiración contra el Presidente de la Nación de ese momento, acontecimientos que transcurrieron todo 2000 y desembocaron en diciembre de 2001.
 
Algunos de esos líderes de la UCR habrían encontrado un aliado no buscado en la aparente voluntad del entonces vicepresidente de la Nación, Carlos Álvarez, en acortar el mandato constitucional de Fernando de la Rúa, a quien probablemente subestimaba política e intelectualmente.
 
La UCR ni siquiera ha denunciado algo que surge ahora con mucha verosimilitud: que todo el escándalo del supuesto testigo arrepentido Mario Pontaquarto (a quien el ex UCR Daniel Bravollevó al despacho del ex jefe de Gobierno porteño y aliado de 'ChachoÁlvarez, Aníbal Ibarra, quien a su vez llevó a Pontaquarto al despacho de Alberto Fernández, jefe del Gabinete de Ministros de la Nación, su amigo, y quizá ya por entonces su cuñado), fue un acontecimiento cuyas motivaciones verdaderas deben ser investigadas, incluyendo la difusión de la larga entrevista a Pontaquarto en la revista TXT, propiedad de un empresario de notables buenas relaciones con la Administración Kirchner.
 
La UCR afirma que la honestidad sigue siendo una virtud política pero no revindica una situación que demuestra que ningún Presidente radical estuvo manchado por la sombra de la corrupción, comportamiento casi habitual entre los mandatarios justicialistas, que imitan a los antiguos conservadores. ¿Qué es lo que ocurre con la UCR? ¿Cuál es la historia del caso, puertas adentro del antiguo partido en crisis? ¿Acaso su crisis presente se remonta a los acontecimientos que llevaron al derrocamiento de Fernando de la Rúa, y antes a impedir que Ricardo López Murphy fuese ministro de Economía, quien por entonces era afiliado radical?
 
El silencio de la UCR sólo ayuda a explicar que la crisis enorme que acumula ese partido político, seguirá pesando sobre sus afiliados y dirigentes porque el silencio es complicidad.
 
Que Fernando de la Rúa no fuese el Presidente que ellos ambicionaban (nunca pudieron despegar de la figura de Raúl Alfonsín, sin siquiera profundizar en los motivos que llevaron al descalabro del gobierno 1983-1989), no justifica ni la conspiración ni la condena anticipada ni, ahora, la ausencia de reivindicación.

Acerca del fallo judicial, algunos fragmentos insoslayables acerca de la complicidad del Poder Judicial para mantener viva una causa que debió haberse cerrado mucho antes. La genuflexión de los magistrados ante el Ejecutivo Nacional es preocupante y motivo de que la Justicia siga siendo la institución más señalada como vinculada a la corrupción por la opinión pública:
 
> "(...) Finalmente, el Tribunal no pierde de vista que la sustanciación del proceso no fue producto exclusivo del impulso de las partes acusadoras, sino también de la actuación de diversos jueces de instrucción que empeñosamente sostuvieron la existencia de mérito para continuar con la investigación y luego para enjuiciar a los imputados; sin embargo, visto que la actuación de aquellos magistrados también fue puesta en crisis a partir de las consideraciones efectuadas ut supra, dicha razón no impide la condenación en costas dado que el incorrecto proceder de unos no excusa el de otros, máxime cuando se goza de independencia funcional a efectos de lograr el mandato constitucional de “afianzar la justicia”. (...)"
 
> "(...) La forma en que procedió del juez Daniel Eduardo Rafecas, examinada a lo largo de este pronunciamiento, patentiza su parcialidad y falta de ecuanimidad en la investigación de los hechos, quedando en evidencia sus objetivos preordenados, a cuyo fin cercenó a lo largo de esa etapa el adecuado ejercicio del derecho de defensa, ya sea por sus infundadas suposiciones o por su torcida interpretación de las pruebas. Por ello, también aquí cabe traer a colación lo dicho por el Tribunal en la sentencia dictada en la causa Nº 487/00 acerca de la garantía de ser juzgado por un juez imparcial. Al respecto se dijo: “Si bien la Constitución Nacional de 1853-1860 no fijó de modo expreso la garantía de la imparcialidad del juez, ella fue reconocida por la Corte Suprema de Justicia de la Nación al señalar que ‘no es dudoso que las cuestiones de recusación se vinculan con la mejor administración de justicia, cuyo ejercicio imparcial es uno de los elementos de la defensa en juicio’ (Fallos: 198:78 y 257:132, entre otros). (...)".

martes, 24 de diciembre de 2013

De la Rúa absuelto pidió un gesto de grandeza de Chacho Álvarez

El expresidente Fernando de la Rúa sostuvo que el fallo que lo absolvió por el supuesto pago de sobornos en el Senado en 2000 "rescata la verdad", y reclamó a quienes dijeron "las peores cosas" sobre su persona que "ahora pidan disculpas".


Asimismo, reclamó "un gesto de grandeza" de su exvicepresidente y actual titular de la Asociación Latinoamericana de Integración (ALADI), Carlos "Chacho" Alvarez, y aseguró que "es falso que renunció (a la vicepresidencia en 2000) por este motivo de las supuestas coimas".
En una entrevista que hoy publica el diario porteño Clarín, De la Rúa insistió con que "hubo una conspiración con esta denuncia. El tribunal oral es muy claro y ordena investigar lo que pasó. Fundamentalmente, cómo fue la organización de la declaración de (Mario) Pontaquarto. El tribunal considera que el exsecretario parlamentario fue un embaucador. Esto punto de partida de un complot".
Ayer, todos los acusados en la causa por el supuesto pago de sobornos en el Senado en el año 2000, encabezados por De la Rúa, fueron absueltos por el Tribunal Oral Federal (TOF) 3, que entendió que no había ningún elemento para corroborar que esos hechos hubieran existido.
El exmandatario reiteró que hubo "un complot" que "tuvo varias etapas y distintos aprovechadores en cada una de ellas. Se pone de manifiesto que provocaron una crisis institucional primero y luego mi caída. Esto denuncia fue una pieza muy importante en el complot".
"Creo que el mayor valor del fallo es que rescata la verdad. La condición humana es tan proclive a la mentira y por eso la verdad es un valor", indicó.
De la Rúa dijo haber encontrado "el fallo sumamente claro sobre lo que ha pasado aquí. Todo fue una infamia. La denuncia, insisto, fue el inicio de un complot. Con una gran actitud de respeto a la Justicia, sufrí diez años de miserabilidad".
"Desde el punto de vista de la responsabilidad política, aspiro a que alguien diga que 'me equivoqué' y pida disculpas", prosiguió, y agregó que espera "por ejemplo, que los diputados que derogaron la ley de flexibilidad laboral y dijeron las peores cosas de mi, ahora pidan disculpas. También de aquellos que repitieron la infamia de Pontaquarto, llevando engañado a la sociedad".

Pontaquarto "fue un embaucador", dijo el tribunal que absolvió a De la Rúa

El Tribunal Oral Federal 3 consideró que "no existieron" los sobornos a senadores para aprobar en 2000 la ley de reforma laboral, y calificó de "embaucador" al arrepentido Mario Pontaquarto, además de calificar de "oscuro" el modo en que llegó al expediente después de una reunión en diciembre de 2003 en la Casa de Gobierno con el entonces jefe de Gabinete, Alberto Fernández.


"La prueba producida en el debate y las demás constancias del proceso permitieron acreditar, sin lugar a dudas, que los hechos imputados a lo largo de este proceso no existieron", consideraron los jueces en un resumen de los fundamentos del fallo que absolvió al expresidente Fernando De la Rúa y a otros siete acusados.
Así, señalaron que "no existió" una reunión en la Casa de Gobierno donde De la Rúa ordenó el pago de las coimas, ni un encuentro entre Fernando de Santibañes y Pontaquarto en la SIDE, ni el retiro de cinco millones de pesos papara pagar los sobornos, ni que el arrepentido llevó el dinero a la casa del entonces senador Emilio Cantarero.
Para los jueces, Pontaquarto "se contradijo, desdijo y corrigió sistemáticamente, con el objeto de adecuar su historia a los datos objetivos que surgían a medida que se producía la prueba, y no a imprecisiones ocasionadas por el paso del tiempo".
El tribunal detalló las contradicciones que Pontaquarto tuvo en cada lugar en el que se habrían producido los hechos (Casa de Gobierno, SIDE, departamento de Cantarero) y cómo otros testigos desacreditaron los dichos de Pontaquarto, a los que calificaron de "inverosímiles".
"El Tribunal consideró que debía resolver una causa de suma trascendencia, en la que la única prueba giraba en torno a los dichos de un embaucador que involucró a terceras personas en la comisión de un delito, viéndose afectada la vida de éstas y sus familias durante los diez años que transcurrieron desde su presentación como supuesto arrepentido", dijo el TOF 3.
Los jueces también consideraron que fue "oscuro" la manera en la que Pontaquarto llegó a la causa, luego de reunirse en diciembre de 2003 con Alberto Fernández en la Casa de Gobierno y con Aníbal Ibarra, entonces jefe de Gobierno porteño.
"No quedó nada claro el motivo ni la necesidad de esas reuniones, de manera previa a la confesión", sostuvieron los magistrados, y dejaron entrever una presunta motivación política en la confesión de Pontaquarto.
"Por el contrario, la existencia de un precio, la presencia en el episodio de autoridades políticas, como así también un curioso y concomitante sumario administrativo labrado en la Secretaría de Inteligencia, constituyen episodios que, como denunciaron las defensas, pudieron dar lugar a la preconstitución de prueba, con el objeto de manipular la dirección de la investigación", explicaron.
Por eso los jueces abrieron una causa para investigar "las circunstancias que rodearon la presentación de Mario Luis Pontaquarto como supuesto arrepentido".

De la Rúa cree que la absolución por los sobornos "reivindica su dignidad"

El expresidente Fernando de la Rúa aseguró esta tarde que la sabsoluciones en el juicio oral en su contra demuestran que las denuncias por los sobornos en el Senado fueron un "complot político" contra su Gobierno.


"Este juicio de casi dos años y 300 testimonios demostró la inexistencia de toda sospecha de corrupción para mi gobierno y puso en claro la verdad", dijo el exmandatario.
Además, aseguró que el proceso "sirvió para demostrar que todo fue una infamia de principio a fin. Fue el punto de partida de un complot político. La absolución reivindica mi dignidad", dijo el ex presidente en la puerta de los tribunales de Retiro.
Cuando los periodistas le pidieron más precisiones, el expresidente aseguró que lo que había leído momentos antes era su única declaración y prometió que con más tiempo revelaría a quiénes hacía responsables de este presunto complot en su contra.
Por su parte, el arrepentido Mario Pontaquarto, el testigo clave de la causa que también fue absuelto, opinó que "el fallo fue vergonzoso".

Coimas en el Senado: Absolvieron a de la Rúa ("fue una infamia de principio a fin").

El Tribunal Oral Federal 3 absolvió a todos los imputados por el supuesto pago de sobornos para la aprobación de una ley, entre ellos al expresidente de la Nación. "Este juicio de casi 2 años y 300 testimonios demostró la inexistencia de todas sospecha de corrupción de mi gobierno y puso en claro la verdad", dijo de la Rúa al salir de los tribunales de Comodoro Py.


CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24). El Tribunal Oral Federal 3 absolvió este lunes al expresidente Fernando de la Rúa en el marco del juicio por el caso de las coimas en el Senado. 
 
El tribunal también absolvió al resto de los imputados, como el exjefe de la SIDE Fernando de Santibañez, el exministro de Trabajo Alberto Flamarique
 
También  resultaron sobreseídos los exsenadores que supuestamente cobraron los sobornosAugusto Alasino, Remo Constanzo, Ricardo Branda y Alberto Alasino
 
Además resultó absuelto el "arrepentido" Mario Pontaquarto, quien era entonces secretario parlamentario. 
 
"Este juicio de casi 2 años y 300 testimonios demostró la inexistencia de todas sospecha de corrupción de mi gobierno y puso en claro la verdad", dijo de la Rúa al salir de los tribunales de Comodoro Py. 
 
Para el expresidente todo "fue una infamia de principio a fin"
 
De la Rúa leyó "una declaración" que -según dijo- escribió durante la lectura del falllo. 
 
"Fue el punto de partida de una complot político", señaló el expresidente, quien renunció hace exactamente 12 años, 2 antes de cumplir el período constitucional. 
 
Los jueces Guillermo Gordo, Miguel Pons y Fernando Ramírez son quienes llevaron adelante el juicio oral tras la investigación inicial del juez Daniel Rafecas.
 
Durante el juicio, la Fiscalía solicitó la pena de seis años de prisión para De la Rúa, de Santibañes, Alasino, Tell y Remo Costanzo; y un año y seis meses de prisión en suspenso para Pontaquarto. En tanto, requirió la absolución de Flamarique  y Ricardo Branda.

jueves, 19 de diciembre de 2013

Pasaron 12 años, y la amenaza sigue latente

A 12 años de aquel dramático 19 de diciembre de 2001 que precipitó la salida del presidente de la Alianza, Fernando de la Rúa, con cacerolazos, saqueos, represión, muertos y varios heridos, la amenaza aún sigue latente. Hoy, la gendarmería está en la calle. La policía también. Estos días ya se contaron los saqueos y los muertos. Y Cristina Fernández, después de la última derrota, cada vez más ausente...


CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24Se cumplen hoy 12 años del dramático 19 de diciembre de 2001, de los cacerolazos, los saqueos, la represión, los muertos y heridos, el "que se vayan todos".
 
Ese día marcó el fin del gobierno del presidente Fernando de la Rúa y precipitó esas dos semanas que la Argentina vivió en el abismo político, las dos semanas con cinco mandatarios.
 
Luego de las protestas en los bancos contra el corralito, los saqueos en supermercados, los tumultos en casas de cambio, la represión policial en Plaza de Mayo, y otros disturbios, al caer la tarde  se declaró el estado de sitio. La Plaza de Mayo se llenó.
 
En medio del masivo cacerolazo, el entonces ministro de Economía, Domingo Cavallo, quien había implementado el corralito, renunció. Un día después, el 20 de diciembre, lo haría De la Rúa en helicóptero.
 
Ese 20 de diciembre, el centro porteño se convirtió en un campo de batalla: la gente ocupaba la Plaza de Mayo y sus alrededores, la Policía Federal reprimía. Las protestas y enfrentamientos se multiplicaron en todo el país. A la noche, después de que De la Rúa dejara el Gobierno, el presidente provisional del Senado, Ramón Puerta, convocó a la Asamblea Legislativa, y empezaron los 13 días en los que cinco presidentes se sucedieron: De la Rúa, Puerta, Adolfo Rodríguez Saá, Eduardo Camaño, Eduardo Duhalde.
 
El 1° de enero de 2002, el entonces senador Duhalde jura como presidente para gobernar hasta diciembre de 2003, aunque dejaría el cargo en mayo de aquel año.
 
En la actualidad, lo que por unos años fueron "fantasmas", revivieron. Los saqueos en Córdoba, en medio de la protesta policial, que se extendieron a varias provincias, hicieron que las calles se llenen de policías y gendarmes ante la amenaza de disturbios.
 
El antecedente más cercano fueron los saqueos del 20 de diciembre del año pasado que comenzaron en Bariloche y luego se extendieron a varias provincias, incluida la populosa Buenos Aires.
 
A la turística ciudad patagónica llegaron en las últimas horas 150 agentes de la policía provenientes de diferentes puntos de la provincia, que se encargarán de realizar tareas preventivas hasta el 15 de marzo. A ellos se sumaron egresados de la Escuela de Suboficiales, por lo que en total son 184 efectivos de refuerzo.
 
En tanto, en las últimas semanas desembarcaron en Bariloche unos 200 gendarmes para prevenir saqueos.
 
Allí, desde hace un tiempo a esta parte, mucha es la presencia policial que se observa en las calles, para extremar las medidas de prevención para intentar evitar disturbios en la ciudad. En efecto, a principios de este mes la policía provincial detuvo un intento de saqueo en el supermercado mayorista Diarco.
 
Por ello, los refuerzos de los organismos federales -Gendarmería y Prefectura, entre otros- y de la Policía de la provincia, permanecerán en la ciudad hasta el 15 de marzo.
 
La situación se repite en varias localidades. En efecto, pasado el conflicto policial que terminó en saqueos y por lo menos 11 muertos en todo el país, el Gobierno nacional decidió custodiar especialmente algunos comercios en el Gran Buenos Aires, hasta las fiestas. Allí, hay gendarmes custodiando comercios.
 
Para el Gobierno los supermercados son los focos más propensos a sufrir saqueos y en función de la información que se recibió en el Comando Central y en el del 911, se organizó un operativo de monitoreo permanente de 80 centros comerciales. Varios de ellos son los "objetivos sensibles" para hoy y mañana.
 
Ayer, por caso, la policía ordenó cerrar comercios por temor a saqueos Once y Congreso, en Capital Federal, luego de intentos de saqueos.
 
Según señalaron efectivos de la Policía que se encontraban patrullando por la zona de Congreso alrededor de las 16, el conflicto arrancó en la zona de Sarmiento y Pueyrredón, donde un grupo de personas robaron y rompieron algunos locales.
 
Por el temor ante un efecto expansivo, la Policía recorrió los negocios de Once y el centro para pedir a los comerciantes que cerraran sus locales.
 
En este contexto, los principales diarios del país salieron esta mañana a la calle con una solicitada entre sus páginas, firmada por personalidades de la política, los derechos humanos, el sindicalismo, la cultura, la educación y la economía exhortando a tener una navidad en paz, "fortaleciendo la democracia y respetando la diversidad".
 
"En este año que finaliza los argentinos alcanzamos el período más largo de estabilidad institucional de nuestro país, la que supimos construir recuperando los valores de la solidaridad, el respeto a la ley y el compromiso con los Derechos Humanos", señalaron.
 
Entre los firmantes del documento se destacan la Asociación Abuelas De Plaza de Mayo, Adolfo Pérez Esquivel, Baltasar Garzón, Horacio González, Hugo Yasky (CTA), Roberto Baradel, Stella Maris Maldonado, Gustavo Grobocopatel, Osvaldo Rial (titular de Unión Industrial de la Provincia de Buenos Aires - UIPBA) y Federico Cuomo (presidente de la Unión Industrial de Avellaneda).
 
En el texto se destaca que, en ese sentido, la presidente Cristina Fernández expresó que "los 30 años de Democracia es un patrimonio de todos los argentinos".
 
"Precisamente en su conmemoración, sectores institucionales actuando fuera de la ley provocaron e indujeron a hechos de violencia que por su naturaleza e incidencia política, forman parte de prácticas extorsivas del pasado al que ningún argentino y argentina quiere volver", recordaron.
 
En ese marco, sostuvieron que "la legitimidad de los diferentes reclamos pueden ser presentados y atendidos en el marco del diálogo, respeto a la ley y la Paz Social".
 
"Los abajo firmantes, por lo expresado, rechazamos aquellas actitudes que condicionan la convivencia solidaria y reafirmamos nuestra voluntad democrática, convocando a todos los sectores de la ciudadanía en su más amplia diversidad, expectativas y aspiraciones a trabajar juntos por el país que soñamos", finalizaron.
 
Entre los firmantes aparecen también varias agrupaciones oficialistas, como La Cámpora, Kolina, el Movimiento Evita, Luis D'Elía, Milagro Sala, entre otras. También pusieron su firma los intelectuales de Carta Abierta, los economistas de La Gran Makro, diversos movimientos de la comunidad homosexual argentina y agrupaciones de Derechos Humanos, como es el caso de H.I.J.O.S. Capital.
 
Entre los artistas se destacan Teresa Parodi, Vìctor Heredia, Lito Vitale, Virginia Innocenti, Katja Alemann, Andrea del Boca. También pone su firma el escritor e historiador Pacho O'Donnell, el periodista Alejandro Fabbri, el presidente de Radio Televisión Argentina (RTA), entre otros.
 
También firman los sindicalistas Omar Viviani (Taxistas), Armando Cavalleri (Comercio), la CGT de Antoni Caló (oficialista), Roberto Baradel (docentes); y rectores de distintas universidades nacionales como Rubén Hallú, de la UBA.     
 
Cierto es que tras la derrota electoral de octubre, el Gobierno de Cristina Fernández no pasa por su mejor momento. Lejos de ello, podría decirse incluso que la mandataria pasa por su peor momento. Una nota de opinión publicada en el diario 'El Cronista', del periodista Luis Majul, recuerda entre otras cosas:
 
"Las últimas decisiones del gobierno nacional se están llevando puesto casi todo. Desde el mito de que el peronismo es el único que puede garantizar la gobernabilidad y el control de la calle hasta la imagen de un artista incombustible como León Gieco, quien quedó atrapado en las propias letras de sus canciones, en el medio de un festejo inexplicable, declamando que la muerte no le sea indiferente, mientras continuaban los saqueos que ya habían producido 10 decesos. Los últimos días de furia han arrasado con casi todo. Desde la idea de que estamos en presencia de un gobierno nacional y popular acechado por las corporaciones hasta el presupuesto de que la única dirigente preparada para solucionar los problemas de la Argentina, incluso los que Ella misma provocó, con sus medidas, es la Presidenta.
 
Las últimas encuestas revelan un malhumor solo comparable al pico del conflicto con el campo o el deseo de que se vayan todos, en diciembre de 2001. Cristina se está acercando al pico de su imagen negativa y la mayoría de los consultados responsabiliza a su gobierno por el conflicto que se inició en Córdoba e involucró a todas las provincias del país. Las fotos del vandalismo y el desastre tardarán años en ser olvidadas, por más que los funcionarios quieran reducirlas a un intento de golpe o destitución. Hay demasiadas. Y son todas feas. La de la directora de un colegio de Córdoba, quebrada, desconsolada, al descubrir que entre los saqueadores habían estado sus dos abanderados. La de miles de policías abandonando sus puestos de trabajo en reclamo de un salario justo, como si fuera una decisión lógica y comprensible. La de centenares de ellos decretando zona liberada en Córdoba, Tucumán y Chaco, transformándose, de la noche a la mañana, en instigadores de los robos y el vandalismo. La de decenas de agentes llevándose a su casa o a la de sus parientes plasmas, electrodomésticos, ropa deportiva y también comida, como si fuera una consecuencia directa de su no reconocimiento salarial y laboral. La de los policías de Tucumán que usaron de rehenes a los vecinos que tenían que cuidar para, una vez satisfecho su reclamo, se dieran vuelta y empezaran a reprimirlos. Y como telón de fondo, la de la Presidenta bailando junto a Moria Casán, su hija, Choque Urbano y decenas de artistas incondicionales, que no quisieron o no pudieron decir que no, igual que nadie se animó a decirle a Cristina que estaba protagonizando no un acto de resistencia, sino de provocación.
 
(...) Después, la movida que incluyó el desplazamiento de Guillermo Moreno, la designación de Jorge Capitanich, la ausencia forzosa de la Presidenta luego de haber sido operada de la cabeza y algunas decisiones vinculadas al sentido común, como el preacuerdo con Repsol y las conferencias de prensa al paso del jefe de gabinete, le dieron a la administración un poco de oxígeno político, hasta que llegaron los saqueos. Entonces no se salvó ni siquiera la Presidente de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, quien instauró, junto con Luis D ‘ Elía, un nuevo concepto del “algo habrán hecho”, al pedir una investigación exhautiva para saber qué estaban tramando algunos de los fallecidos de la semana pasada.
 
Se sabe, sin ninguna duda, que estaba haciendo, en Resistencia, Christian Vera, un oficial de la policía que se negó a plegarse a la huelga policial y murió de un tiro que le traspasó su chaleco antibalas, en cumplimiento de su deber. Ese solo episodio debería haber sido suficiente para suspender la batucada. Pero también hay otras fotos que generan tanta violencia y resentimiento como los magros salarios de los policías y la fragmentación social que produce la distorsión de precios de la economía. Es, por ejemplo, la suspensión del fiscal José María Campagnoli, ‘culpable’ de haber investigados los vínculos entre Lázaro Báez y lo más alto del poder. Fue, hace tiempo ya, el apartamiento del fiscal Carlos Rívolo ‘acusado’ de haber investigado con pericia el vínculo entre el vicepresidente Amado Boudou y los apropiadores de la impresora de billetes exCiccone.
 
Es, por supuesto, la constancia de que la inflación se multiplica y hace que el salario, los planes sociales y los haberes jubilatorios no alcancen para llegar a fin de mes, mientras los voceros del Gobierno afirman que a la Argentina no le pegó de lleno la crisis internacional, gracias a las acciones de esta administración. Está, la realidad por un lado, y el mundo paralelo que diseñó este gobierno por el otro. Por eso el malhumor social crece y se multiplica (...)?.

Ultimas Noticias

Especiales

.

.