Mostrando entradas con la etiqueta Dilma Rousseff. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Dilma Rousseff. Mostrar todas las entradas

viernes, 4 de diciembre de 2015

Macri confirmó un nuevo encuentro con Rousseff la semana que viene en Argentina

El presidente electo Mauricio Macri se reunió esta mañana con su par de Brasil, Dilma Rousseff, quien por estas horas se enfrenta a un proceso de destitución. El encuentro se desarrolló en el Palacio de Planalto, en Brasilia. "Ambos vamos a mirar lo que sucede en Venezuela", dijo Macri sobre uno de los temas que podrían generar un cortocircuito entre ambos gobiernos y luego de confirmar que la semana que viene su par brasileña vendrá al país a los actos protocolares por el recambio de Gobierno.


Luego de la reunión bilateral con Dilma Rousseff, el presidente electo de la Argentina, Mauricio Macri, brindó una conferencia de prensa en la que confirmó que la mandataria brasilera vendrá a la Argentina la semana que viene para participar de los actos protocolares por el recambio de Gobierno.
 
Allí tiene previsto volver a encontrarse con la dirigente brasileña.
 
El líder de Cambiemos aseguró que el nuevo gobierno de la Argentina y la actual gestión de Brasil no tienen visiones encontradas sobre la situación de Venezuela. "Ambos países sostenemos una defensa inclaudicable con la democracia y los derechos humanos; ambos estamos mirando qué va a pasar el 6 de diciembre porque hay una enorme tensión en Venezuela", dijo Macri.
 
El futuro mandatario de la Argentina adelantó que pretende pedir la exclusión del régimen de Maduro del Mercosur por su persecución a la oposición política, particularmente a Leopoldo López y otros dirigentes que están detenidos. Se creía que esta posición podría representar un contrapunto con Rousseff en la audiencia de esta mañana.
 
"Yo lo que sentí es que hay preocupación y que cada uno lo expresa con su estilo. En el fondo de la cuestión, compartimos los mismos valores. Lo vamos a volver a hablar el 10 de diciembre en Buenos Aires", adelantó Macri.
 
El líder del PRO agradeció la "delicadeza" de la mandataria del vecino país de no preguntarle sobre la polémica que se suscitó en la Argentina por la sede en que finalmente se realizará la ceremonia de traspaso. El gobierno nacional pretende cumplir con el protocolo en el Congreso y Cambiemos quiere hacer el traspaso de la banda en Casa Rosada.
 
Por otro lado, Macri manifestó el compromiso de ambos gobiernos de "fortalecer las relaciones comerciales", al afirmar que "ambos países estamos sufriendo procesos de recesión". "Si a Brasil le va mejor, a Argentina le va mejor, y viceversa", dijo.
 
"Tenemos que trabajar en conjunto las 24 horas pase lo que pase en nuestras realidades locales", agregó.
 
En ese sentido, Macri puntualizó que hablaron "de proyectos comerciales pendientes que tiene el BNDS (el Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social de Brasil) y que están demorados en el ministerio de Economía de Argentina", en relación a "obras estratégicas básicamente en la provincia de Buenos Aires".
 
Macri se trasladará este mediodía a la ciudad de San Pablo, donde compartirá un almuerzo con empresarios nucleados en la federación de industriales. El equipo de Cambiemos analiza si hay lugar para coordinar más reuniones en Brasil.
 
En este sentido, el mandatario electo expresó sus grandes expectativas por el encuentro con ese grupo de industriales, a los que calificó como "los más potentes de la región". "Vamos a contarles que venimos a establecer reglas de juego claras para que avancen con sus planes de inversión. Serán muy bienvenidos; tenemos que avanzar con la Integración en serio de ambas comunidades".
 
Tras esos encuentros, el mandatario volará a Santiago de Chile para cenar con la presidente Michelle Bachelet, antes de volver a Buenos Aires.
 
Macri partió temprano de Buenos Aires en un avión privado junto a su esposa, Juliana Awada, y un estrecho grupo de colaboradores entre los que se encuentran el jefe de Gabinete, Marcos Peña, y la canciller Susana Malcorra.

Macri a Dilma: "Iremos eliminando las trabas de Cristina"

Brasil tuvo en los Kirchner el cuervo que criaron para que le comiese los ojos... Tanto alentaron a los Kirchner porque le fueron útiles: les ayudaban a frenar a USA sin tener que ensuciarse las manos. Igual que Hugo Chávez Frías. Pero Brasil hoy día paga las consecuencias del populismo demagógico que practicó el PT en el poder: dilapidó los recursos y fue incapaz de crear un desarrollo sostenible. Hasta la famosa clase C (los pobres que ingresaron a la clase media y fueron el sustento electoral del PT) ahora peligran en su permanencia en su nueva condición. Brasil no está en posición de exigirle nada a Mauricio Macri porque parieron a los Kirchner y luego los Kirchner les impusieron las trabas al comercio exterior que todos padecemos. Pero Macri le ha prometido a Brasil mejorar la situación hasta la normalización pre Kirchner.


BRASILIA (247) - Argentina abandonará gradualmente las trabas que impuso al comercio y que afectaron fuertemente las exportaciones de Brasil, su mayor socio comercial, aseguró en Brasilia el presidente electo Mauricio Macri tras reunirse con la mandataria brasileña, Dilma Rousseff.
 
El mandatario electo, quien asumirá la próxima semana, expresó su voluntad de una integración completa y profunda con Brasil, que su futura canciller, Susana Malcorra, dijo que debe ser operativa y no discursiva, tal como ha ocurrido en los últimos años, en especial desde el 2012, cuando Argentina por una fuga de capitales obligó al gobierno de Cristina Fernández a imponer trabas al acceso a dólares y a las importaciones.
 
"Vamos a cumplir el fallo de la OMC para que desmontemos el mecanismo de las DJAI (declaraciones juradas de importación) y esperamos crear un tiempo de transición con nuestros amigos brasileños para avanzar en esta mayor integración comercial", dijo Macri en una conferencia de prensa en el Palacio del Planalto.
 
El mandatario electo de Argentina llegó a Brasilia acompañado por la canciller designada Susana Malcorra, el futuro jefe de Gabinete, Marcos Peña y el subsecretario de Relaciones Internacionales del gobierno de la Ciudad Buenos Aires, Fulvio Pompeo, quien será Secretario de Asuntos Estratégicos de la Presidencia argentina.
 
"Ratificar ambos que tenemos un compromiso de mejorar día a día los vínculos comerciales, tener metas de integración más audaces", dijo Macri sobre su presencia en Brasilia y el diálogo con Dilma Rousseff.
 
Tras la reunión en Brasilia, Macri viajó a Sao Paulo para ser recibido en la sede de la poderosa Federación de las Industrias del Estado de Sao Paulo (FIESP).
 
"Venimos a hablar con el mundo industrial de Sao Paulo, el más potente de la región, para dar reglas de juego claras, previsibilidad, para que retomen sus planes de inversion y serán muy bienvenidos en Argentina... Tenemos que ir a una integración en serio", dijo Macri.
 
El presidente electo de Argentina manifestó además su voluntad de reanudar "proyectos comerciales pendientes con obras estratégicas y necesarias en la provincia de Buenos Aires", en una aparente alusión a la obra de soterramiento de un ferrocarril que cuenta con financiamiento otorgado por Brasil y que el ministro de Economía saliente de Argentina ha obstaculizado.
 
Macri reveló que los cancilleres Malcorra y Mauro Vieira coordinarán una visita de Estado de Dilma a Buenos Aires junto con una misión comercial "para acelerar este proceso de intercambio conjunto".
 
"Necesitamos volver a poner en marcha nuestras economías. Trabajar activamente para retomar una agenda de un Mercosur que nos convoque. Me queda claro que si a Brasil le va a mejor a la Argentina le va ir mejor, y viceversa", expresó.
 
Macri también resaltó que no existen diferencias de fondo entre Brasil y Argentina en relación a la situación de Venezuela y dijo que evaluará con Dilma Rousseff en Buenos Aires el 10 de diciembre la situación en el país gobernado por Nicolás Maduro tras las elecciones legislativas del 6 de diciembre.
 
"No siento que tengamos posiciones tan encontradas (sobre Venezuela). Ambos países, ambos dirigentes, ambos equipos, tenemos un compromiso inclaudicable con la democracia, la defensa de los derechos humanos y las libertades. Esperamos que haya una elección que ratifique y gane la democracia una vez mas. Senti que hay una preocupación (de Dilma Rousseff en relación a Venezuela) que cada uno expresa con su estilo y su manera. Compartimos los mismos valores", dijo Macri.
 
De todos modos, el presidente electo argentino ratificó que pediría la suspensión de la membresía de Venezuela del bloque Mercosur.
 
Macri también dijo que tiene una visión compartida con Brasil sobre la necesidad de un "proceso intenso, serio de negociacion" del Mercosur con la Unión Europea y señaló que "ambos coincidimos en que hay que converger con la Alianza del Pacífico" siguiendo el proceso de integración con los países de América Latina.
 
En referencia a la situación interna de Brasil, Macri dijo que no le correspondía interferir, pero señaló que "la vi muy tranquila (a Dilma) , me explicó lo que está sucediendo. No corresponde mi injerencia pero confío plenamente en las instituciones de Brasil, un país sólido que ha hecho una consolidación sistemática de su sistema democratico".

miércoles, 22 de julio de 2015

Desaprobación: Dilma cae como Bachelet

Muchísimo erró Michelle Bachelet en plantear su 2do. mandato presidencial en Chile: hoy día tiene niveles récord de desaprobación popular, y el futuro es más complejo aún. Y es posible que muchísimo se equivocó Dilma Rousseff en plantear su 2do. mandato consecutivo: también enfrenta una gran desaprobación popular y hasta un pedido de juicio político. (En cuanto a Cristina Fernández de Kirchner, sigue deteriorándose aunque no tanto como ellas aunque la economía desequilibrada comienza a exigirle explicaciones).


Tanto la encuesta de MDA como las anteriores atribuyeron también el derrumbe de la popularidad de Rousseff a la delicada situación económica del país, que según analistas del mercado financiero y organismos internacionales se agravará en los próximos meses.
CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24). Una encuesta fue realizada por la firma MDA para la Confederación Nacional de Transporte (CNT, patronal) y dice que el rechazo a la gestión de la mandataria Dilma Rousseff llegó al 70.9% y que un 20,5 % de las personas consultadas califican su gestión de “regular”.
 
Entonces, la evaluación positiva del gobierno de la presidenta Dilma Rousseff cayó en julio a 7,7% desde un 10,8% en marzo, mientras que la negativa aumentó a 70,9% desde 64,8%, informó MDA, con trabajo de campo entre los días 12 y 16 de julio con entrevistas a 2.002 personas en 137 ciudades brasileñas.
 
La popularidad es la más baja desde octubre 1999, tras la devaluación del real y la crisis económica de ese año que derrumbó la imagen positiva del entonces gobernante Fernando Henrique Cardoso.
 
El resultado de esta encuesta reafirma la tendencia ya detectada por otras divulgadas en los últimos 30 días.
 
El 01/07, cuando se cumplían 6 meses del inicio del 2do. mandato consecutivo de Rousseff, un sondeo del Instituto Ibope situó el apoyo al gobierno en 9 %, 10 días después de que otro de la firma Datafolha lo hubiera ubicado en 10%.
 
En todos los casos, las encuestas identificaron como uno de los factores del malestar el impacto de los escándalos en la estatal Petrobras, por el que se investiga a medio centenar de políticos que en su mayoría pertenecen a la base de apoyo a la mandataria.
 
Tanto la encuesta de MDA como las anteriores atribuyeron también el derrumbe de la popularidad de Rousseff a la delicada situación económica del país, que según analistas del mercado financiero y organismos internacionales se agravará en los próximos meses.
 
El gobierno ya ha admitido que la economía se contraerá este año 1.2 %, aunque la opinión de los mercados es que el derrumbe será de al menos un 1. % y podría llegar o incluso superar el 2%.
 
Según la encuesta, un 20,5% de los entrevistados consideró al gobierno regular, ante un 23,6 por ciento en marzo.
 
La evaluación positiva del desempeño personal de Dilma al frente de la presidencia cayó de 18,9% a 15,3%. De los entrevistados, un 62,8% dijo ser favorable a un impeachment de la mandataria, ante un 59,7% cuatro meses atrás.
 
Para los encuestados, pesa principalmente el escenario de crisis económica, muy por encima de las turbulencias políticas.
 
El gobierno ya ha admitido que la economía se contraerá este año 1.2 %, aunque la opinión de los mercados es que el derrumbe será de al menos un 1. % y podría llegar o incluso superar el 2%.
 
Otras proyecciones de los analistas ya sitúan la inflación para este año en 9.5% y el fantasma del desempleo se ha comenzado a asomar en todos los sectores productivos del país. Según los últimos datos oficiales, la tasa de desempleados llegó en mayo pasado al 6.7%, frente al 4.8% en que cerró en 2014.
 
Esa combinación de corrupción y deterioro económico ha llevado a grupos minoritarios de la oposición a plantear la posibilidad de un juicio político con miras a la destitución de Rousseff, cuyo nuevo mandato aún no llega a sus primeros siete meses y debe concluir el 01/01/1019.
 
En la encuesta difundida, MDA preguntó sobre el escándalo en Petrobras y dijo que 69.2% consideró que Rousseff tiene algún grado de culpa.
 
El acelerado desgaste de Rousseff, quien fue reelegida en octubre del año pasado con 51% de los votos, ha comenzado a reflejarse en la amplia y variopinta coalición de nueve partidos que apoya al Gobierno, algunos de los cuales se plantean la posibilidad de dar un paso al costado y pasar a engrosar la oposición.

lunes, 27 de octubre de 2014

Dilma reelegida, con el voto del Noreste y Minas Gerais

En la más disputada elección presidencial en 25 años, la presidenta Dilma Rousseff obtuvo su reelección en la 2da. vuelta electoral del domingo 26/10 y ganó el el derecho a gobernar Brasil hasta el 01/01/2019. Su Partido de los Trabajadores (PT), con apenas 34 años de vida, podrá completar un ciclo inédito de 16 años en el poder del mayor país latinoamericano, que emerge del comicio fuertemente polarizado. Con el 99,93% de los votos escrutados, Rousseff obtuvo el 51,63% contra el 48,37% sumados por su oponente, el liberal Aécio Neves, del Partido de la Socialdemocracia Brasileña (PSDB). La votación de la jefa de Estado fue muy expresiva en la populosa Región Noreste, donde obtuvo más del 71% de los votos, mientras que Aécio ganó ampliamente en Sao Paulo. En el clave estado de Minas Gerais ganó la mandataria.


CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24El Tribunal Superior Electoral informó que, con 98,42% de los votos contados, la mandataria obtiene 51,48% ante 48,52% de su rival, el senador socialdemócrata Aécio Neves, para quien ya no es posible matemáticamente revertir el resultado. La votación de la jefa de Estado fue muy expresiva en la populosa Región Noreste, donde obtuvo más del 71% de los votos, mientras que Aécio ganó ampliamente en Sao Paulo. En el clave estado de Minas Gerais ganó la mandataria.
 
La web Brasil 247 lo explicó así: "La votación de la jefa de Estado fue muy expresiva en la populosa Región Noreste, donde obtuvo más del 71% de los votos, mientras que Aécio ganó ampliamente en Sao Paulo. En el clave estado de Minas Gerais ganó la mandataria.
 
La jefa de Estado ganó su primera elección para un cargo electivo en el 2010 como ungida por su antecesor y mentor político, Luiz Inácio Lula da Silva. Sin embargo, en esta elección, Dilma se impuso casi como un triunfo personal, sin el total liderazgo total de su partido, donde muchos dirigentes preferían que Lula fuera el candidato a la presidencia nuevamente.
 
Así, se espera que vea  fortalecida su influencia como jefa política, como también la de dos hombres de su extrema confianza que deberán tallar fuerte en el futuro mandato: el gobernador electo de Minas Gerais -quien fue su ministro de industria- Fernando Pimentel, y Jacques Wagner, gobernador saliente de Bahia y quien se espera que sea ministro."
 
Discurso
 
En su primer mensaje como presidenta electa, Dilma se comprometió al diálogo con toda la sociedad para encontrar soluciones a los problemas de Brasil.
 
"En lugar de ampliar divergencias, de crear un foso, tengo fuerte esperanza que creemos condiciones para unirnos. En democracias maduras unión presupone apertura y disposición para el diálogo",aseguró. También indicó que será prioridad de su gobierno una reforma del sistema político.
 
"Mi disposición más profunda es liderar de la forma más pacifica y democrática este momento transformador", aseveró. "Quiero ser una Presidenta mucho mejor de lo que fui hasta ahora".
 
El Tribunal Superior Electoral (TSE) informó que, con 99,89% de los votos contados, la mandataria obtiene 51,6% (54,4 millones) ante 48,3% (51 millones) de su rival, el senador socialdemócrata Aécio Neves.
 
"Fue reelecta Presidenta de la República Dilma Rousseff", declaró el presidente del TSE, Jose Dias Toffoli.
 
Dilma ha ganado por un ajustadísimo margen, apenas por 3 millones de votos en un país en el que tenían derecho de voto 146 millones. 
 
Fue necesario, pues, recontar casi hasta la última papeleta para asegurar el resultado y dar la noticia. 
 
Con el 99,93% de los votos escrutados, Rousseff obtuvo el 51,63% contra el 48,37% sumados por su oponente, el liberal Aécio Neves, del Partido de la Socialdemocracia Brasileña (PSDB). 
 
Tal como se preveía, los más pobres y atrasados estados del Norte y del Nordeste, como Bahía o Pernambuco, votaron en bloque a Rousseff. 
 
Los estados del sur, más ricos e industrializados, con más una población con más recursos, como el más poblado de São Paulo, prefirieron elegir a Neves. Para Rousseff fue el estado clave de Minas Gerais, en el centro del mapa, cuna de Neves y donde ejerció de Gobernador durante 8 años.
 
Lo que vendrá
 
Además de Dilma Rousseff y Aécio Neves, hay 2 personajes que se han convertido en protagonistas involuntarios de una convulsa campaña electoral: Paulo Alberto Costa, exdirector de Abastecimiento de la petrolera Petrobras, la mayor empresa pública del país y de América Latina, y el cambista especializado en blanquear dinero sucio, Alberto Youssef
 
Ambos eran socios. Y ambos están detenidos desde hace meses acusados de apropiarse de fondos de Petrobras y de remitirlos a cuentas extranjeras, especialmente en Suiza.
 
Ahora, los dos acusados, mediante un acuerdo con el juez, se aprestan a delatar a más implicados en la trama de corrupción a cambio de una rebaja sustancial de años en la condena. Y cada delación, siempre hecha pública en la revista Veja, conservadora y contraria a Dilma Rousseff , ha constituido una sacudida en la campaña.
 
A comienzos de septiembre, antes del 1er. turno electoral, Costa, al quien en Brasil denominan el hombre-bomba por el material explosivo que dice conocer, aseguró que había decenas de diputados y algún exministro que aceptaban sobornos de las empresas que licitaban con la petrolera. Varios eran del Partido de los Trabajadores (PT). 
 
Semanas después, el cambista Youssef elevó el tiro al acusar directamente al PT de llevarse un porcentaje de cada adjudicación millonaria de Petrobras. Con ese dinero, según el testigo arrepentido, el partido de Rousseff y Lula financió la campaña de 2010.
 
El viernes 24/10, 2 días antes de la votación, la revista Veja sacó otra portada incendiaria destinada a sembrar la polémica: con 2 fotos de frente de Lula y Rousseff poco favorecedoras (pálidos, ojerosos, con expresión crispada y torva…) y el título expresivo de “Ellos lo sabían todo”, el semanario se hacía eco de la presunta última declaración del cambista, en la que aseguraba que la presidenta y el expresidente estaban al tanto de los turbios manejos de la empresa.
 
Tanto Rousseff como Lula (así como el abogado de Youssef) lo han negado, y la candidata a la reelección ha añadido que se trata de un ejemplo de “terrorismo periodístico”. Con todo, la portada de la revista, repartida por simpatizantes de Neves, ha sido colocada en muchos lugares de São Paulo.
 
Por cierto: el cambista se sintió indispuesto el sábado 25/10 por la tarde por una bajada de su tensión arterial y fue ingresado a un centro de atención, lo que desató una oleada de rumores en las redes sociales. Algo que muestra hasta qué punto la campaña, en este asunto, se ha desatado a veces hacia la histeria.
 
El otro gran tema es la economía. El anuncio de que Brasil se encontraba en lo que los especialistas denominan “recesión técnica” saltó a todos los periódicos y telediarios el 29/08 y desde entonces ha sido un asunto recurrente por los opositores de Rousseff. 
 
Rousseff promete relanzar la economía brasilera. Sin duda, es el tema clave para los argentinos: una devaluación del real destrozaría a la economía K.
 
Brasil se encuentra en recesión, y la inflación anual supera el tope de su rango meta. Un déficit presupuestario que se agranda amenaza la calificación de grado de inversión del país, y una confianza empresarial que ronda mínimos en 5 años ha hecho bajar la inversión hasta su nivel más bajo entre los países BRICS, que incluyen a Rusia, India, China y Sudáfrica.
 
Para reencauzar la economía, hay que reducir el gasto público, levantar los controles de precios estatales y permitir que se devalúe la moneda, dijo Nicholas Spiro, director ejecutivo de Spiro Sovereign Strategy con sede en Londres (Reino Unido). Estas medidas, que los operadores apuestan que incluirán subir la tasa de interés más alta en el Grupo de 20 países, podrían aumentar el desempleo y recortar los salarios por primera vez en más de una década

Ultimas Noticias

Especiales

.

.