Mostrando entradas con la etiqueta Chrsitine Lagarde. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Chrsitine Lagarde. Mostrar todas las entradas

martes, 7 de octubre de 2014

No hay conspiración contra la Argentina K

Si hubiera una conspiración contra la Argentina K, el Fondo Monetario Internacional (cuyo accionista principal es USA, y Alemania es otro de los patrocinadores vía la Unión Europea) no hubiera preparado y difundido un documento que intenta contemplar algunos de los argumentos argentinos contra los llamados 'fondos buitres'. Mucho menos el FMI pediría el debate al respecto para alcanzar conclusiones. La conspiración del mundo contra la Argentina K es una mentira de Cristina. Aquí el documento mencionado, difundido a través del comunicado de prensa N°14/459, titulado "El Directorio Ejecutivo del FMI debate el fortalecimiento del marco contractual para la reestructuración de la deuda soberana".


Christine Lagarde, directora ejecutira del FMI: "Los directores respaldaron el uso generalizado de ese tipo de cláusulas pari passu modificadas en las nuevas emisiones internacionales de bonos soberanos a fin de reforzar la seguridad jurídica y la coherencia entre las distintas jurisdicciones."
WASHINGTON DC (FMI). El 1 de octubre de 2014 el Directorio Ejecutivo del Fondo Monetario Internacional (FMI) analizó el documento del personal técnico sobre el fortalecimiento del marco contractual para abordar problemas de acción colectiva en la reestructuración de la deuda soberana (“Strengthening the Contractual Framework to Address Collective Action Problems in Sovereign Debt Restructuring”.)
 
Dicho documento da seguimiento a la orientación impartida por el Directorio Ejecutivo al personal técnico del FMI en mayo de 2013, basada en un documento anterior sobre los acontecimientos recientes en materia de reestructuración de la deuda soberana y sus implicaciones para el marco jurídico y de políticas del FMI (“Sovereign Debt Restructurings–Recent Developments and Implications for the Fund’s Legal and Policy Framework”).
 
En ese documento se examinó la reciente aplicación de las políticas y prácticas del FMI sobre reestructuración de la deuda soberana y se identificaron una serie de temas para un estudio más exhaustivo. En mayo de 2013 el Directorio Ejecutivo convino en que esos temas requerían una labor de seguimiento y solicitó al personal técnico que presentara opciones para reformar el marco de políticas del FMI en cada uno de los siguientes aspectos:
 
i) la relación entre el marco de concesión de préstamos del FMI y las vulnerabilidades de la deuda soberana;
 
ii) la eficacia del enfoque contractual basado en el mercado para la reestructuración de la deuda en la resolución de los problemas de acción colectiva;
 
iii) el marco para la participación del sector oficial, e
 
iv) la política de concesión de préstamos a países con atrasos en sus pagos.
 
El documento más reciente del personal técnico se centra en reformas contractuales orientadas a abordar los problemas de acción colectiva con el objeto de lograr una reestructuración ordenada de la deuda soberana, especialmente en vista de los acontecimientos recientes.
 
Las reformas propuestas reflejan un amplio proceso de consultas realizadas durante un período de 18 meses con emisores y participantes del mercado, incluida la Asociación Internacional de Mercados de Capitales (ICMA, por sus siglas en inglés).
 
> Primero, en el documento se propone modificar la cláusula pari passu en los bonos soberanos internacionales para dejar en claro que la misma no exige que el emisor pague a los acreedores en forma equivalente o proporcional.
 
> Segundo, en el documento se analiza la inclusión de una cláusula de acción colectiva reforzada que incluya un elemento más sólido de “agregación” para resolver con mayor eficacia los problemas de acción colectiva.
 
> Tercero, en el documento se considera de qué manera el FMI puede promover el uso de estas cláusulas modificadas en las futuras emisiones de bonos soberanos internacionales, y se señalan al mismo tiempo los riesgos que se plantean durante el período de transición debido al stock de bonos en circulación que no contienen tales modificaciones.
 
Evaluación del Directorio Ejecutivo
 
Los directores ejecutivos celebraron la oportunidad de analizar las propuestas para reformar el marco contractual de los bonos soberanos internacionales, tema que constituye una de las líneas de trabajo en el ámbito de la reestructuración de la deuda soberana que el Directorio Ejecutivo había respaldado en ocasiones anteriores.
 
Los directores señalaron que esas líneas de trabajo —que incluyen la labor en curso sobre reformas del marco crediticio del FMI en el contexto de las vulnerabilidades de la deuda soberana, el marco para la participación del sector oficial y la política del FMI para la concesión de préstamos a países con atrasos en los pagos— tienen por objeto contribuir a los objetivos generales de facilitar la reestructuración oportuna y ordenada de la deuda soberana, cuando dicha reestructuración se considere necesaria, y reducir los costos globales para el sistema. Los directores expresaron su interés en seguir avanzando en el debate de estos temas.
 
Los directores reconocieron que los acontecimientos recientes, incluido el litigio de Argentina ante los tribunales de Estados Unidos, subrayan la importancia de reforzar aún más el marco contractual vigente. Valoraron los esfuerzos del personal técnico en la realización de estrechas consultas con una amplia gama de interlocutores, incluida la Asociación Internacional de Mercados de Capitales, que recientemente ha publicado un modelo de cláusulas contractuales (Cláusulas ICMA), en las que se toman en cuenta las conclusiones de dichas consultas.
 
Los directores coincidieron en que, dado que cualquier decisión relativa al diseño y uso de disposiciones contractuales deberá ser adoptada por el emisor soberano y sus acreedores, el papel principal del FMI será el de facilitar acuerdos sobre el diseño de dichas disposiciones y promover su uso a título consultivo.
 
Cláusula pari passu
 
Los directores reconocieron que las recientes decisiones de los tribunales de Nueva York con respecto a Argentina pueden exacerbar los problemas de acción colectiva, si bien la mayor parte de los directores opinaron que no se conoce aún con claridad cuál será su impacto en el proceso de reestructuración. Los directores expresaron su satisfacción ante la reciente modificación de las cláusulas pari passu en determinadas emisiones de bonos soberanos paraexcluir explícitamente la obligación de efectuar pagos a prorrata.
 
Por consiguiente, respaldaron el uso generalizado de ese tipo de cláusulas pari passumodificadas en las nuevas emisiones internacionales de bonos soberanos a fin de reforzar la seguridad jurídica y la coherencia entre las distintas jurisdicciones.
 
Cláusula de acción colectiva
 
Los directores tomaron nota del amplio apoyo de las partes interesadas a la incorporación de cláusulas de acción colectiva con sólidos elementos de agregación. Específicamente, consideraron queun procedimiento de votación “unificada” que permita que los bonos se reestructuren sobre la base de una única votación para todos los instrumentos afectados es una herramienta eficaz para limitar la posibilidad de que los acreedores disidentes socaven el proceso de reestructuración. Los directores coincidieron en que, como salvaguardia para proteger los intereses de los acreedores cuando se aplique tal procedimiento, la cláusula de acción colectiva debería exigir que a todos los bonistas afectados se les ofrezca el mismo instrumento o un menú idéntico de instrumentos, e incluir un número mínimo de votos que representen 75% del monto agregado de principal pendiente de pago de todas las series afectadas.
 
Los directores hicieron hincapié en que la cláusula de acción colectiva debería ser suficientemente flexible como para permitir la diferenciación entre acreedores, cuando así corresponda.
 
Por esa razón, apoyaron la inclusión en los nuevos bonos soberanos internacionales de una única cláusula de acción colectiva con un menú de procedimientos de votación, incluidos los siguientes:
 
a) un procedimiento de votación unificada con la posibilidad de “sub-agregación” (es decir, la posibilidad de realizar votaciones separadas para diferentes grupos de emisiones de bonos);
 
b) un procedimiento de votación agregada por doble mayoría, y c) un procedimiento de votación serie por serie.
 
Los directores concordaron en que la cláusula de acción colectiva debería abarcar una amplia gama de instrumentos de deuda, incluidos los bonos denominados en diferentes monedas y regidos por diferentes leyes extranjeras.
 
Si bien reconocieron que podría ser conveniente incluir una cláusula de acción colectiva que disponga el procedimiento de votación agregada en los bonos regidos por legislación nacional, los directores en general destacaron que la prioridad para el FMI debe ser promover la inclusión de la cláusula en los bonos regidos por legislación extranjera, dado que estos bonos otorgan a los potenciales acreedores disidentes la mayor ventaja jurídica.
 
Los directores señalaron que para la emisión de bonos soberanos en la zona del euro se exige incluiruna cláusula de acción colectiva que prevea ya sea un procedimiento de votación serie por serie o un procedimiento de votación por doble mayoría. Teniendo en cuenta que las emisiones de bonos soberanos de la zona del euro se rigen, en la mayoría de los casos, por la legislación nacional, y que en los últimos años este tipo de cláusula de acción colectiva ha tenido una recepción positiva entre los participantes del mercado, los directores consideraron que este enfoque es apropiado para dichos bonos.
 
Con respecto a otras características fundamentales de diseño, los directores en general coincidieron en que, como medio para abordar las inquietudes en torno a una potencial manipulación del proceso de votación, la cláusula de acción colectiva debería incluir disposiciones sólidas de privación del derecho de voto congruentes con las que generalmente se incluyen en los bonos soberanos internacionales.
 
Los directores asimismo se manifestaron a favor de un enfoque en el cual la documentación pertinente sea transparente tanto en lo que concierne al diseño de la cláusula de acción colectiva como al alcance de la deuda sujeta a la misma.
 
Por último, si así lo solicitaran los acreedores, la cláusula de acción colectiva debería incluir compromisos de suministro de información congruentes con las políticas del FMI.
 
Promover la reforma contractual y atravesar con éxito el proceso de la transición
 
Los directores respaldaron la noción de que el FMI promueva activamente la inclusión de disposiciones contractuales reforzadas en las nuevas emisiones internacionales de bonos soberanos, y avalaron el enfoque de tres vertientes descrito en el documento del personal técnico.
 
Sin embargo, destacaron que el tiempo que aún resta para que venza el considerable volumen de bonos soberanos internacionales en circulación representa un riesgo para la reestructuración ordenada de la deuda, aunque la magnitud de dicho riesgo no puede preverse con certeza. Los directores instaron al personal técnico a seguir manteniendo consultas con las partes interesadas para analizar la forma de reducir al mínimo dicho riesgo.
 
Los directores esperan con interés la presentación periódica de informes de avance sobre la inclusión de las disposiciones contractuales propuestas en los bonos soberanos internacionales.

miércoles, 27 de agosto de 2014

¿Qué tiene el FMI? Ahora, Lagarde imputada en caso de corrupción

La actual directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, ha sido imputada por un juzgado francés en el llamado caso Tapie, al considerar que cuando era ministra de Economía de Francia actuó "con negligencia" en el arbitraje del litigio entre ese empresario francés y el banco Crédit Lyonnais. La justicia gala cuestiona ahora la decisión de Lagarde de que el conflicto se resolviera mediante esa fórmula de justicia privada, en lugar de a través de la justicia ordinaria. Lagarde llegó al cargo en el FMI porque quien era el director gerente, Dominique Strauss-Kahn, fue denunciado y sometido a juicio por ataque sexual a una mucama de hotel. Strauss-Kahn se aprestaba a renunciar para convertirse en candidato a Presidente en Francia. Podría especularse que la política francesa se devora al FMI: buen argumento para buscar un nuevo director-gerente de otra nacionalidad.


CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24). La directora del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, ha sido imputada tras haber sido interrogada durante 15 horas por su presunto trato de favor en el millonario pago de una indemnización al empresarioBernard Tapie cuando era ministra de Francia.
 
El martes 26/08, la directora gerente del Fondo Monetario Internacional declaró en París ante la Corte de Justicia de la República (CJR) que instruye el caso de su intervención como ministra en 2007 en la indemnización multimillonaria al empresario Bernard Tapie.
 
Una fuente próxima a Christine Lagarde ha declarado que la directora del Fondo Monetario Internacional "considera esta decisión totalmente infundada y ha encargado a su abogado interponer un recurso", según informa la agencia Reuters.
 
Hasta ahora, Lagarde era considerada "testigo asistido". Según ella ha declarado a la agenciaFrance-Presse, ella piensa regresar a Washinton DC a trabajar "esta misma tarde".
 
En el Derecho francés, los magistrados declaran a alguien bajo investigación formal cuando creen que hay indicios de delito, pero que no siempre implica un juicio.
 
El asunto por el cual es investigada Lagarde es la adjudicación en 2008 de 403 millones de euros que el gobierno de Nicolás Sarkozy suscribió como reparación por las supuestas pérdidas que sufrió el empresario Bernard Tapie, amigo del entonces presidente de la República, en la venta de la empresa de calzado e indumentaria deportiva Adidas por parte del Crédit Lyonnais. 
 
El dinero de la ayuda pública a Tapie fue decidido por una comisión de arbitraje que el juez Serge Tournaire ha calificado en el pasado de "simulacro de arbitraje".
 
El caso Tapie es uno de los diversos escándalos de presunta corrupción que persiguen a Nicolas Sarkozy. 
 
En el marco de las investigaciones, los jueces han imputado ya a 5 personas por presunta estafa de banda organizada. Se trata del propio Bernard Tapie, el beneficiario de la ayuda pública; su abogado Maurice Lantourne; 1 de los 3 jueces que intervinieron en la comisión de arbitraje,Pierre Estoup; el exdirector de gabinete de Lagarde, Stéphane Richard; y Jean-François Rocchi, presidente en aquel entonces del consorcio que gestionaba los fondos del Crédit Lyonnais.
 
Sarkozy es sospechado, por muchos, como quien estuvo detrás de la caída de Dominique Strauss-Kahn, el anterior director-gerente del FMI, y quien iba a convertirse en su rival en las elecciones en Francia (que de todos modos perdió Sarkozy, a manos del actual mandatario,Francois Hollande).
 
Ahora, con Hollande en la Presidencia, la Justicia francesa le concedió nuevos bríos a la investigación del arbitraje que hizo Lagarde en 2008 en el conflicto entre quien es un especialista en empresas en quiebras, Bernard Tapie, amigo del presidente Nicolas Sarkozy, y el anteriormente banco público Crédit Lyonnais, mediador en la venta de Adidas en 1993 a Robert Louis-Dreyfus.
 
Tapie recibió 285 millones de euros tras demandar al Gobierno alegando que el ex banco estatal le engañó con la venta de su participación en Adidas. Inicialmente, una corte francesa falló en contra de Tapie en el 2006, pero el caso seguía abierto cuando Sarkozy, apoyado por Tapie, llegó a la presidencia en el 2007. Para cerrar la antigua disputa, Lagarde aceptó retirar los procedimientos judiciales y enviar el caso a un panel de arbitraje de tres miembros, desestimando a algunas voces en su ministerio que le indicaron que el asunto debía seguir en la corte.
 
La policía francesa llegó a registrar la casa de Largarde en en el marco de estas investigaciones.

miércoles, 30 de julio de 2014

Según el FMI, un default de la Argentina es irrelevante para el mundo

La directora del organismo dijo que el país lleva mucho tiempo fuera de los mercados financieros y que por esto no cree que una cesación de pagos tenga "mayores consecuencias" en los mercados.


CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24). Un eventual default de la Argentina sería"lamentable" pero al mismo tiempo irrelevante para otros países y los mercados emergentes, manifestó este martes Chrsitine Lagarde, titular del Fondo Monetario Internacional (FMI). 
 
En un contacto con la prensa, la directora del FMI consideró que aunque "un default siempre es lamentable, no creemos que tenga mayores consecuencias sustantivas afuera, en una base más amplia". 
 
Lagarde explicó que la Argentina "lleva fuera de los mercados financieros un largo tiempo", tras la suspensión de pagos de 2001.
 
Asimismo, Lagarde remarcó que "existen negociaciones en marcha", y que el Fondo está"obviamente" siguiendo la situación de cerca, pero que en ningún caso se le ha solicitado su"intervención" en ellas.
 
Este martes funcionario argentinos se reunen con el Special Master Daniel Pollack en un nuevo intento por destrabar la situación que podría conducir a la Argentina a su 2da cesación de pagos en 12 años. 
 
La Argentina enfrenta un fallo que le obliga a pagarles US$1.330 millones a los acreedores que no ingresaron a los canjes de deuda, y al mismo tiempo impide el pago a los tenedores de bonos de la deuda reestructurada.
 
Este último impedimento es el que pone al país al borde de un default que podría declararse a partir de este miércoles 30/07.
 
"El resultado de las decisiones legales que se están tomando en Nueva York en este momento (...) tienen una mayor importancia", agregó Lagarde.
 
En tanto, apuntó que "los principios de la reestructuración de la deuda y la eficiencia de las cláusulas de acción colectiva deberán ser revisadas".

Ultimas Noticias

Especiales

.

.